El consorcio de Baigorria ya cuenta con la maquinaria vial

El equipamiento básico les fue entregado en un acto realizado el pasado viernes con la presencia de autoridades del Ministerio de Agricultura y Ganadería, y el intendente Giácomi. Su primera tarea será la confección de terrazas contra la erosión

Con la participación de los directores de Fiscalización y Control, Martín Gutiérrez, y de Conservación de Suelos, Eugenio Fernández, el Ministerio de Agricultura y Ganadería de la provincia procedió a la entrega de la maquinaria básica para el funcionamiento del flamante consorcio de conservación de suelos de Coronel Baigorria.

El acto, que se llevó a cabo en el Centro Educativo “Bernardino Rivadavia”, contó con la presencia del intendente de Baigorria, Néstor Giácomi, y autoridades del Ministerio de Educación de la Provincia, ya que previamente se inauguró el Taller de Usos Múltiples del establecimiento educativo. Asistió también la ingeniera Cecilia Márquez, directora de la delegación Río Cuarto de Agricultura y Ganadería.

El nuevo consorcio caminero es presidido por el joven productor Luciano Davicino y está constituido también por un grupo de productores cuya juventud fue destacada por las autoridades presentes. El ingeniero Eugenio Fernández destacó la importancia de la conservación de suelos en la provincia, donde hay unos 2 millones de hectáreas afectadas por la erosión hídrica y sólo el 10% de ese total se encuentra ordenado bajo el control de consorcios de productores.

En diálogo con PUNTAL Tranquera Abierta, Fernández manifestó que el equipamiento básico que se entregó al consorcio de Baigorria está compuesto por una niveladora de arrastre, un tándem de dos palas de arrastre de 3,5 metros cúbicos y un equipo para la confección de terrazas a nivel de predios, una iniciativa que es apoyada con créditos a tasa cero por el propio Ministerio de Agricultura y Ganadería.

“La terraza en los predios es fundamental para controlar la erosión y tenemos una línea de crédito por un total de 30 millones de pesos disponibles a tasa cero y muchas facilidades para el pago. Y los consorcios pueden confeccionar esas terrazas, cobrar y empezar a capitalizarse para futuros trabajos”, afirmó.

Explicó además que el control de la erosión hídrica se realiza a nivel de cuencas, buscando que el agua de lluvia se infiltre en el campo donde cae –de ahí la importancia de las terrazas- y con lo que produce escorrentías ordenarlo mediante canalizaciones y microembalses para retardar el avance de las aguas.

Por su parte, Luciano Davicino, presidente del consorcio de Coronel Baigorria, dijo que la idea de formarlo surgió de los mismos productores, preocupados por la erosión del suelo debido al desnivel que tiene el relieve, por encontrarse en una zona pedemontana. “Agradecidos con la provincia y por el apoyo del intendente para la conformación del consorcio, que se constituyó en menos de un mes. Agradecemos también por la maquinaria que nos permitirá completar trabajos ya iniciados por los productores e ir avanzando hasta sistematizar toda la cuenca o la mayor parte que podamos”, puntualizó.

Aclaró que si bien el consorcio está conformado por 8 productores, ya hay varios más que se acercaron en los últimos días y en breve estarán adheridos al mismo. “Y ya tenemos muchos planes presentados para la realización de obras, así que ahora que tenemos la maquinarias largamos con el trabajo”.

También presente en la entrega de maquinarias en representación del Consejo Regional de Conservación de Suelos, el ingeniero Marcos Barbora destacó el compromiso de estos jóvenes productores que ya están proyectando las obras que realizarán para ordenar la cuenca y que terminarán beneficiando a toda la zona.

Señaló que en el Consejo Departamental hay ya cinco consorcios conformados y otros en vías de formación, “cumpliendo con uno de los objetivos que nos propusimos desde el primer día del Consejo.  Ahora comenzamos con la etapa de consolidación de los consorcios, sobre la base de la toma de conciencia de los productores, que ven el problema cuando llueve y se rompen los caminos”.

PUNTAL TRANQUERA ABIERTA