“Para mejorar nosotros, tiene que mejorar el bolsillo de la gente”

En vísperas del acto inaugural de la Exposición riocuartense, el presidente de la Rural, David Tonello, dijo que “hacen falta tasas normales y la economía de un país normal”. Destacó el esfuerzo de los expositores y cabañeros

El presidente de la Sociedad Rural de Río Cuarto, David Tonello, expresó ayer que lo que el campo –y el país- necesitan “es una economía estable, normal, donde no se venda a un precio en dólares un día y al otro día todo valga un 50% menos”.

Así lo manifestó a PUNTAL Tranquera Abierta a pocas horas de las consagraciones de campeones y grandes campeones en las principales razas y especies que se crían en la región, en el marco de la 85ª Exposición Nacional Ganadera, Industrial, Comercial y de Servicios.

Destacó Tonello que en los dos primeros días de muestra hubo un movimiento interesante, no sólo de delegaciones escolares, que miércoles y jueves tuvieron entrada gratuita, sino también de productores que se están adelantando para evitar el fin de semana, que es cuando llega la mayoría de los visitantes. “Esperamos que se cumplan los pronósticos y vaya mejorando el clima, que nos está jugando una mala pasada por el viento y el frío. Pero eso no afecta a las actividades programadas, que se están desarrollando normalmente, como la jornada tecnológica del miércoles, que tuvo mucha concurrencia, y la Ronda de Negocios que cuenta con una buena cantidad de empresas locales y del exterior”, precisó, para añadir que ya está concluyendo el ingreso de los reproductores bovinos, ovinos y equinos. “Es maravilloso lo que está haciendo la raza Criolla, que no sólo mostrará sus mejores ejemplares sino que hará pruebas de rienda, aparte campero y entrevero de tropillas. Y también Granja, que ya tiene elegidos sus campeones”.

-¿Cómo encuentra a la Rural esta complicada coyuntura política y económica?

-Bueno, nos pasa lo mismo que al resto de la población, porque esto nos afecta a todos, aunque en mayor medida a los asalariados, que siguen perdiendo poder adquisitivo. En cuanto a la exposición, puntualmente, vemos el esfuerzo que hacen los empresarios que a pesar de la crisis han mantenido sus espacios y colmaron el predio. No hay lugar para nadie más. Han hecho un esfuerzo muy grande. Lo mismo que los cabañeros, todos quieren venir a mostrar lo que hacen y que la gente vea cómo somos, cómo trabajamos

-Claro, más allá del contacto que siempre tienen con sus clientes, aquí se muestran al resto de la comunidad, a gente que no conoce cómo se producen los alimentos que consumen.

-Y si, la verdad es que para la gente que no está vinculada al campo somos un poco difíciles de entender, porque siempre nos estamos quejando. Si llueve mucho, porque llueve, y si no llueve, por la sequía. Siempre tenemos algún problema, si no es por medidas que nos superan porque no podemos modificarlas, es por el clima, que nos juega alguna mala pasada.

-Hay que hacerles entender eso.

-Por es muy bueno que vengan a la exposición, acá se expone la mejor genética del país, unos animales imponentes, que son el origen genético de la carne que se come todos los días en un asado, una costeleta. Las aves que se muestran en Granja, el trabajo con los caballos, que es realmente maravilloso. O las grandes cosechadoras, que eran inimaginables en otras épocas. Si observan todo eso a lo mejor tratan de entendernos un poco.

-Mientras esto ocurre acá, en el campo se está trabajando. ¿Cómo se maneja todo este entramado de tasas, dólares, inflación? ¿Cómo vive el productor, esta situación?

-Lo más preocupante son las altas tasas de interés. Esto nos impide pensar en cualquier tipo de inversión a largo plazo, como comprar un tractor o una cosechadora.

-¿Ese sería un reclamo de los productores? ¿Qué haya créditos más accesibles?

-Sería uno de los principales reclamos, que haya créditos normales, a tasas normales. Y que no nos levantemos de un día para el otro con estos cambios bruscos. Necesitamos tener algún equilibrio para que no sólo las empresas agropecuarias sino también las industriales, puedan tener previsibilidad y proyectar a largo plazo. Por ahora, eso es imposible.

-Por ahí se piensa que como los granos cotizan en dólares, a los productores los beneficia esta devaluación.

-Es cierto que los granos cotizan en dólares, pero hay que tener en cuenta que todos nuestros insumos también están dolarizados. Y si llueve de más o hay sequía, o nos agarra un granizo, producimos a quebranto. Incluso con rindes promedio, muchas veces la cosecha no alcanza para pagar las deudas, como pasó con la campaña anterior, cuando nos agarró esa sequía terrible.

-Si, se dice que esta cosecha que recién termina, apenas alcanzó para cubrir las deudas de la anterior.

-Sin dudas, y en el caso de los ganaderos, los tamberos y los criadores de porcinos, están realmente complicados, porque la producción demora como 6 meses en adecuarse a la inflación, mientras que el ajuste de los insumos es automático. En los países vecinos el novillo vale 2 dólares el kilo vivo, mientras que acá apenas si nos pagan 1,10/1,20 dólares el kilo. Estamos muy atrasados.

-Están fuera de competencia frente a sus vecinos.

-Si, pero en algún momento se tendrá que componer. Claro que para eso tendrá que recomponerse también el bolsillo de todos los argentinos. Cuando tengamos una Argentina predecible, estable. Así no vamos a ninguna parte, no puede ser que estemos vendiendo a 2 dólares y de golpe caímos a 1,10. Y lamentablemente, no vemos posibilidades de que esto cambie en el corto plazo.

OFICINA DE PRENSA SRRC