El Presidente reconoció que se equivocó con Vicentin: creyó que “iban a salir todos a festejar”

Alberto Fernández, tras admitir su error al anunciar la intervención y un proyecto de expropiación, expresó: “Quienes me conocen saben que no soy un loco suelto, no ando con una chequera de expropiaciones”.

 

El presidente Alberto Fernández admitió que se equivocó con Vicentin por creer que “iban a salir todos a festejar” tras el anuncio de intervenir la firma, al reconocer que tuvo una “percepción errada” sobre una medida que disparó protestas en diversos puntos del país.

“Me equivoqué con el tema Vicentin porque creí que estaba mucho más asumida la situación de crisis, y que cuando anunciara que el Estado iba a ayudar a recuperar a la empresa iban a salir todos a festejar, porque estábamos recuperando una empresa importantísima en la Argentina”, enfatizó Fernández.

En declaraciones a FM La Patriada, el jefe de Estado admitió que tuvo una “percepción errada de lo que aparentaba ser una aspiración de recuperación de Vicentin”, y aclaró que ante “la reacción que hubo”, se quedó “esperando” que alguien le trajera una solución.

“No tengo ganas de vivir en un país donde cada decisión que se toma se convierte en un Boca-River. Quienes me conocen saben que no soy un loco suelto, no ando con una chequera de expropiaciones”, manifestó el Presidente.

En ese marco, el jefe de Estado resaltó: “Salgo y digo que me preocupa lo que está pasando con la principal exportadora oleaginosa del país y me dicen que soy un chavista que quiere expropiar. Si quisiera expropiar, no expropiaría una empresa en quiebra sino una cerealera floreciente”.

Asimismo, dijo seguir “esperando a que alguien diga cuál es la alternativa a lo que dijo Alberto Fernández, que evidentemente tuvo una percepción errada de lo que aparentaba ser una aspiración de recuperación de Vicentin”.

Además, indicó que lo que quiere es “salvar una empresa que es referencia en la exportación de cereales en Argentina y que no la desguacen judicialmente”, y precisó: “Como vi la reacción que hubo, me quedé esperando que alguien me traiga una solución”.

“Soy muy respetuoso de la propiedad privada, pero el Banco Nación también es propiedad privada y también le están debiendo 20 mil millones de pesos. Propiedad privada es todo, no es propiedad privada solo la de Vicentin”, apuntó.

Dijo no saber si es una solución “andar con una chequera expropiando, creo que no. La Argentina necesita tomar estos temas con un poquito más de seriedad y no dejarse llevar por locuras ideológicas. Si uno tuviera detrás de esto un sentido ideológico, estaría pensando en nacionalizar el mercado cerealero o el mercado exportador cerealero”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *