Inicio Sección Destacada Deterioro en la lechería: tambos ya necesitan $ 6 por litro pero...

Deterioro en la lechería: tambos ya necesitan $ 6 por litro pero la industria no puede pagarlos

Compartir
AGR-TAMBO 1-6/10/98

Así lo señala el informe mensual que elaboran el Instituto de Profesores Universitarios de Costos y el Inta. El año pasado, la producción primaria de leche cerró con una pérdida estimada de $ 213 millones.

El repunte que se venía observando en la lechería a partir de la segunda mitad de 2017 podría estar encontrando un nuevo obstáculo, vinculado a costos que siguen incrementándose a la par o por encima de la inflación.

El último boletín digital para el sector lácteo, elaborado por el Instituto Argentino de Profesores Universitarios de Costos (Iapuco) y el Inta y que establece valores de referencia para el litro de leche cruda, muestra que, en diciembre, la capacidad de pago teórica de la industria estuvo por debajo de lo que necesitan los tamberos para no perder dinero.

El Observatorio de la Cadena Láctea tomó este informe y elaboró un gráfico que muestra cómo, tras ocho meses en que la industria tuvo margen para pagar el litro a un valor incluso superior al que demandan los productores, la tendencia se quebró en diciembre y volvió a dejar a la producción primaria en zona de pérdidas.

Concretamente, los modelos realizados por Iapuco y el Inta señalan que hoy en día un tambo necesita 5,95 pesos por litro producido para cerrar su ecuación financiera, mientras que la capacidad de pago de la industria está en 5,85 pesos.

En diciembre, de hecho, el promedio abonado a nivel nacional estuvo en 5,79 pesos; es decir, en teoría, cada productor perdió 16 centavos por litro. Para un establecimiento que produce 3.000 litros diarios, significa 480 pesos de “rojo” por día o más de 14 mil pesos al mes, por ejemplo.

Mal 2017

El reporte de Iapuco e Inta también simula el valor bruto y neto que genera toda la cadena láctea, desagregado por producción primaria e industria.

En diciembre, el valor neto creado fue negativo en 80 millones de pesos, producto fundamentalmente de esta caída en los márgenes hipotéticos estimados para la producción primaria.

Así, el 2017 cerró con un valor neto creado por toda la cadena de 1.165 millones de pesos, pero producto de una industria que pudo retener 1.378 millones contra los tambos que perdieron 213 millones, siempre según estas estimaciones.

AGROVOZ
Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here